El ejército de los muertos

Netflix estrenó el 21 de mayo, una de zombis…tenemos demasiados…venga, anda, no remolonees, Mari, que te cabe el Ave: UNA MÁS…la penúltima, la espuela,

El ejército de los muertos

Al lío: Las Vegas está llenita de zombis y un grupo mixto de cachas, tontos, listas, guapos, nietos de toreros disfrazados de ciclistas 🎵🎵🎵, ya tú me entiendes: tienen que entrar allí, oye, por encargo de un millonetis para hacerse con el dineral que hay en los bajos de la ciudad del pecado. Y ya está.

Son más de dos horas entretenidas, que tampoco hace falta que las veas como si fuera Simón hablando de cuándo nos vamos a quitar la mascarilla, puedes visionarla con el modo polivalente on.

Qué decir del reparto: protagoniza Dave Bautista ex luchador de WWE. Nada más que añadir, señoría.

Parece que pienso que es mala y tampoco: es desequilibrada, no acaba de llegar a tener la gracia de “Bienvenidos a Zombieland”, ni la crudeza de un “The Walking dead”.

Venga cosas buenas: el director, Zack Snyder del universo superhéroes y se nota, hay tomas épicas, un colorido y un ritmo fantabuloso, un zombi macho alfa con novia diva que pide segunda parte. Creo que la misma peli con un buen reparto habría sido más redonda, y eso que está la maravillosa Tig Notaro (genuflexión obligatoria) pero claro: sale poco.

Y qué decir de la hija del protagonista (Ella Purnell), qué decir no, qué hacer: una hostia con la mano abierta. Hala, ya está.

Bofeeeetónnn

Mira: tú la ves, y aprovechas para coser un bolsillo o actualizar el instagram…y ya después me lo cuentas.

Tiger man

Están locos estos yanquis: miniserie documental en Netflix sobre chifladinos que coleccionan animales salvajes. Y te preguntarás ¿hay para hacer una miniserie?….sí, y dos, también.

Estos personajes comenzaron muy cool y nice mirando por el bienestar de los animales (tigres, leones, monos) y acabaron traficando, sacrificando, inmersos en rivalidades que lesllevaron a asesinatos por encargo…un sin dios. Explotación sexual de los empleados, programas de televisión, canciones country…la realidad supera la ficción de aquí a Wisconsin.